Esto es informacion para hacer colados verticales de concreto en areas congestionadas de dificil acceso.
Otras consideraciones
La productividad es la utilización eficiente (organización) de la mano de obra, materiales y otros gastos generales. La selección del tipo adecuado de cimbra y el tamaño de la cuadrilla de trabajadores, junto con la cooperación de subcontratista, diseñadores, propietarios y proveedores, es esencial para lograr la productividad deseada. Es vital la organización apropiada.
El acabado de concreto frecuentemente es la última consideración del contratista en áreas no congestionadas, pero la obtención de un acabado consistente en regiones congestionadas puede ser difícil, incluso con el mejor planeamiento. Con frecuencia, el acabado del concreto es la consideración primordial del propietario y el diseñador. No está de más resaltar la necesidad de planificación y cooperación entre el propietario, el contratista y el diseñador.
Los dibujos esquemáticos que muestran juntas de moldes, cajones de colado, registros de limpieza, localizaciones de separadores y áreas de congestionamiento, deben ser la consideración principal en la averiguación del tipo de cimbra para un proyecto dado. Es esencial que el ingeniero y el contratista estén de acuerdo sobre los dibujos esquemáticos de los moldes antes de que se instalen y empiecen el colado del concreto.
Tanto los moldes de montaje manual como los de montaje múltiple están disponibles en los sistemas de herrajes construidos en el sitio de la obra, usando madera dimensional o sistemas de madera diseñados especialmente, vigas patentadas, sistemas de refuerzo rígido, o sistemas construidos en planta. Para mayor seguridad y eficiencia, evite combinar estos sistemas.

Diseño de moldes
Partes de un molde
Todos los moldes tienen cuatro partes básicas principales: hoja frontal, montante, larguero y separadores o tirantes.
La hoja frontal es la parte del molde que entra en contacto con el concreto y recibe la carga de concreto. Su composición está dada por una especificación de la obra, o bien es determinada por el contratista. La deflexión permisible es también una especificación de la obra o está determinada por el contratista. El primer requisito para el diseño de un molde es establecer el tipo de hoja frontal para el acabado y determinar la resistencia necesaria para la carga y la deflexión permitida. Los requisitos de acabado generalmente son especificaciones, pero la resistencia y la deflexión no lo son. Los datos para estas últimas con frecuencia pueden obtenerse de varias publicaciones acerca de cimbras.
El montante es la unidad de la cimbra que respalda o soporta la carga de la hoja frontal. Los largueros respaldan o soportan el sistema de montantes. El espaciamiento del material, la deflexiónpermitida, el apoyo, el apuntalamiento lateral y los empalmes, son determinados por el diseñador del molde a partir de tablas para hacer cálculos o por especificación. Toda esta información debe ser incorporada al dibujo esquemático y ser aprobada.
Los tirantes o separadores deben contener la presión del concreto, mantener sólidamente unido el molde y mantener apartado los lados. En el dibujo esquemático del molde se debe mostrar la capacidad, el tipo, el recubrimiento que darán, rompimiento del separador por atrás, así como también la presión permitida del molde. A partir de esta presión establecida del molde, el contratista coloca el concreto determinando la velocidad de colocación a partir de las Tablas del ACI 347, o si no, se siguen las restricciones del documento del ACI, como una función del tiempo de fraguado del concreto.
La capacidad de servicio del separador se determina en función de un metro cuadrado de la hoja frontal que soporta el separador, multiplicado por la presión. Esta capacidad de servicio multiplicado por el factor de seguridad determina la capacidad última que debe ser mostrada en los dibujos esquemáticos.
El tipo de separador de molde requerido para la obra se determina ya sea por especificación o por el diseñador del molde. El tipo más común de separadores para moldes montados a mano son: separadores planos, de fibra de vidrio o especiales. Los más comunes para moldes de montaje múltiple son los de abrazadera (con o sin conos), los de espiral, pernos hembra, ahusados, varillas de separador con camisas y los de refuerzo con camisas.
La cantidad de recubrimiento de concreto para el refuerzo usualmente determina el rompimiento por atrás de los separadores o la profundidad del resane requerido para cubrir los separadores ahogados. El recubrimiento de concreto o el resanado evita la oxidación de los separadores de acero ahogados o de otras unidades interiores.
Los cajones de colado y los registros de limpieza pueden fácilmente incrementar el costo del diseño, del molde -quizás al doble o al triple-, pero ésta puede ser la única manera posible de colocar y hacrr vibrar el concreto en áreas de congestionamiento.
Si no está especificado el diseñador del molde, debe establecer el espaciamiento de juntas del molde, bien sea vertical u horizontal, el espaciamiento de los separadores y la hermeticidad al agua.
El espaciamiento de las juntas horizontales y verticales del molde, los cajones de colado o los registros de limpieza en concreto estructural expuesto y miembros de concreto arquitectónico, se deben mostrar en los dibujos esquemáticos del molde especialmente donde hay congestionamiento, y deben ser aceptados por todas las partes interesadas antes del montaje del molde.

Impermeabilidad
Es muy deseable la impermeabilidad de la cimbra en el concreto estructural y arquitectónico expuesto, ya que la pérdida de agua por medio de una junta del molde o del agujero del separador reduce la relación agua/cemento en donde ocurre la fuga. El concreto con menor relación agua/cemento se vuelve más oscuro que el concreto que no pierde agua, y con frecuencia muestra manchas feas y círculos oscuros.
Es costoso producir cimbra impermeable, aun cuando se anticipe en el diseño del molde, y el costo es exorbitante si esto se pasa por alto y se intenta remediarlo en el campo sin una planeación previa. La hermeticidad rara vez está especificada, incluso cuando la mayoría de los arquitectos y propietarios esperan obtener tal resultado. La hermeticidad no debe ser dada por un hecho, garantizada, especialmente cuando hay cajones de colado y registros de limpieza. Un molde hermético no tiene alivio para la presión; por lo tanto, se debe conocer la presión en el molde y la velocidad de colocación por todas las partes y hay que apegarse estrictamente a ello.
Columnas / Diseño
La forma de la columna influye en el diseño del molde. Una forma cuadrada, rectangular, poligonal, elipsoidal y otras pueden producir una gran tensión o carga concentrada; sin embargo, los moldes de columnas circulares no tiene carga concentrada.
Al igual que en los muros, las consideraciones en el diseño de un molde para columna incluyen la carga, deflexión permitida y acabado. Este último generalmente está determinado por las especificaciones, en tanto que la carga y la deflexión corresponden al diseño del molde.
Todos los moldes experimentan cierto grado de deflexión o acojinamiento. Para controlar la flexión se requiere conocer la temperatura del concreto, su densidad, capacidad de vibración e intensidad. Es bueno saber estas propiedades para determinar la velocidad de colocación del concreto. Un molde para columna con carga líquida total es una necesidad para la mayoría de las colocaciones de columna si se considera la productividad. Las columnas deben ser colocadas en capas (como los muros) a menos que sean bombeadas desde la parte inferior. El volumen de concreto colado en las columnas generalmente es pequeño, y los contratistas no pueden darse el lujo de hacer el colado a una carga líquida total menor.

Acabados

Los tres acabados de concreto más comunes para columnas y muros son el concreto estructural no expuesto, el estructural expuesto y el arquitectónico.
Las columnas estructurales no expuestas pueden tener empotramientos, pero rara vez tienen detallado como en la rusticación.
Las columnas estructurales expuestas pueden tener empotramientos y algún detallado, pero con frecuencia son tan costosas de moldear como un acabado arquitectónico. Este tipo de acabado es muy difícil de obtener en áreas de congestionamiento.
Las columnas arquitectónicas generalmente requieren de requisitos de deflexión más estrictos, pero rara vez deben moldearse con menos de un diseño de carga líquida total. Se debe establecer hermeticidad tanto en columnas estructurales como arquitectónicas expuestas. Las juntas de los moldes en columnas arquitectónicas, al igual que en los muros, deben ser herméticas.
Un método práctico para lograr hermeticidad en una junta de molde consiste en usar una cinta de espuma con celdas cerradas y aplicarlo al borde de la hoja frontal del molde, o bien al borde del panel del molde.
Ocurren rayas causada por la arena cuando el agua y el cemento se pierden a través de la migración en una abertura de la cimbra.
Con frecuencia esta migración empieza en la mitad de la sección del concreto, haciendo difícil resanar y corregir por medio de sopleteado con arena.
La pérdida de agua o las rayas causadas por la arena y los detalles tales como los chaflanes y las rusticaciones pueden ser arquitectónicamente objetables. Estos se pueden evitar pegando cinta de espuma en los lados posteriores del detallado.
En muros de cortante u otros de colada múltiple, o en columnas en donde se requiere rusticación en la parte superior e inferior de la colada, las rusticaciones pequeñas de 2 cm o menos pueden ser un problema, ya que la rusticación en la parte inferior actúa como un pasador de bisagra y cuando el molde se desmonta, con frecuencia ocurre astillamiento cerca de los bordes del detalle.
Una rusticación más grande se flexiona ligeramente en vez de permanecer rígida, dando como resultado astillamiento. Es casi imposible cambiar de una hoja frontal plana a una curva sin producir una mancha plana.
Si el detalle se produce con dos piezas de cimbra, la probabilidad de un rebaje en el molde es muy alta.
Es muy común tener esquinas redondas de las columnas, pero el desplome de las esquinas redondas produce una subpresión y empuje hacia afuera de la cimbra. La subpresión es una presión vertical producida por la presión del concreto contra un plano inclinado. Es una columna, la presión hacia arriba del desplome con frecuencia trabaja contra un lado a plomo, causando empuje hacia afuera o inestabilidad de la ubicación. Para evitar que esto suceda, se necesita la fijación del trabajo existente o del molde en la parte de abajo.

Moldes para vigas
Las determinaciones más importantes para establecer si se ha de usar moldes de montaje manual o de montaje múltiple para vigas en áreas congestionadas son las siguientes: el método del manejo que se dé al congestionamiento, la reutilización disponible, el método de apuntalamiento, el colado de columna con plataforma o autoestable, las conexiones del sitio, la localización de juntas de construcción, el acabado del concreto y los requisitos de curado y reapuntalamiento.

En el moldeo de vigas, al igual que en el de muros y columnas, se debe determinar el tipo de congestionamiento (si es idéntico, similar o atípico). Si el congestionamiento no es idéntico, puede no ser práctico un sistema de montaje múltiple. Los capiteles de columna que son moldeados con la viga se deben mostrar en los dibujos esquemáticos del molde y ser aceptados con mucha anticipación al moldeo. Esto requerirá un cambio de diseño en la mayoría de los casos, pero vale la pena.
Este tipo de capiteles de columna con frecuencia permite vibración en un área típica congestionada. Tales capiteles de columna pueden acomodar fácilmente el postensado. La reutilización en el moldeo de vigas, lo mismo que en el moldeado de columnas y muros, puede ser idéntico, similar y atípico.
El módulo de cimbra de una plataforma de concreto usualmente se determina a partir de una junta de construcción a otra, o al borde de la plataforma. Las repeticiones del módulo de la cimbra son la consideración primordial en la selección de un sistema de cimbra para vigas. Los sistemas de cimbras de vigas son siempre una parte integral del sistema de moldeo de una plataforma. Al igual que los muros y las columnas, el moldeo de vigas puede ser de montaje manual o múltiple.
De cualquier manera, los moldeos de vigas pueden ensamblarse con madera o componentes especialmente diseñados, o con sistemas modulares construidos en planta.

Apuntalamiento
El apuntalamiento es una parte integral del moldeo de plataformas y vigas. Al igual que los moldes para vigas, el apuntalamiento puede ser armado con madera, marcos y apuntalamientos patentados, vigas o madrinas diseñadas. También con otro tipo de madera, vigas hechas para viguetas y una hoja frontal o molde para plataforma.
Los dos métodos más comunes de apuntalamiento para vigas son, una vez más, de montaje manual o múltiple. Los apuntalamientos manuales o múltiples pueden ser construidos en la obra, en forma modular en una planta, o se puede dar alguna combinación de ellas. Las vigas de madera diseñada y las de aluminio han cambiado drásticamente el apuntalamiento para vigas y plataformas en los últimos años.

Ahora se usan comúnmente moldes modulares para vigas construidas en planta porque incrementan la productividad y bajan los costos.
Al igual que con muros y columnas, es obligatoria la reutilización idéntica del módulo del moldeo para el uso exitoso de moldes modulares para vigas construidos en planta.
No es práctico ni productivo forzar el sistema, especialmente si se considera el congestionamiento.
Los moldes modulares para vigas se diseñan en una pieza, teniendo lados ahusados y sofitos integrales con apuntalamiento pegado.
El molde para vigas es soportado por el larguero del marco del moldeo y las patas del marco generalmente son el soporte principal de los largueros que soportan el moldeo de la plataforma.
Los cajones de colado diseñado a pedido especial pueden ser una solución si existe congestionamiento idéntico; si no es así, el montaje manual es la única solución para el moldeo de vigas.
Después del curado, el sistema modular de moldes para vigas se desmota, bajando los gatos de tornillo en las patas del apuntalamiento; se coloca una orquilla elevadora para soportar el molde de la viga y las patas de apuntalamiento se pliegan y se aseguran. Luego la unidad se cambia a la siguiente localización.
El movimiento de los moldes para vigas por medio de una máquina generalmente requiere que las columnas se coloquen de manera autoestable. Las columnas autoestables se moldean, se colocan y se desmontan antes del moldeo de la viga y de la plataforma.
Cuando las columnas se moldean integralmente con la plataforma debido al asentamiento del concreto, las columnas deben colocarse con mucha anticipación al colado de la plataforma.
Este método no es productivo si se intenta con un sistema modular para el moldeo de vigas.
Las condiciones del lugar que no acomodan áreas para andamiaje o que están severamente limitadas en acceso al trabajo, requieren montar manualmente el apuntalamiento, la plataforma y moldeo de vigas.
La mayor parte de los sistemas modulares para el moldeo de vigas no requiere grúas y frecuentemente pueden ser una solución para condiciones muy restringidas de un sitio.
Si el sistema de la plataforma y las vigas se harán con montaje múltiple, son indispensables la localización y la repetición de las juntas de construcción, la reutilización de moldes idénticos y congestionamiento idéntico.
Puesto que la localización de las juntas de construcción o el congestionamiento del refuerzo rara vez son flexibles, las ubicaciones de las juntas de construcción o del congestionamiento determinan el método de moldeo.
El acabado del concreto en viga es igual al de los muros y columnas: estructural expuesto o no y arquitectónico.
Las consideraciones más críticas al elegir un sistema de moldeo para vigas son la intersección de columna/viga (congestionada o no congestionada), los capiteles de columna (admisibles o no), el esquema de la viga, el ciclo del trabajo, el tiempo, la capacidad, el alcance y control de grúas, la colocación de refuerzo, la prefabricación del refuerzo y los bloqueos o remetimientos.
El período de curado y el tipo y la localización del repuntalamiento son críticos si se pretende obtener productividad en el moldeo de vigas.
El tiempo y la colocación del reapuntalamiento son esenciales para todo método productivo de moldeo de vigas.
Si el postensado es también una parte del diseño de plataformas y vigas, y todos los otros perímetros indican moldeo múltiple, una columna de capitel es una solución simple.

Conclusiones

—En toda cimbra vertical en áreas congestionadas, solo es posible obtener logística rentable y productividad cuando se considera en detalle el proceso del colado del concreto.
—Los dibujos esquemáticos de los moldes son necesarios en este proceso, y deben ser actualizados regularmente. Los cajones de colado y los registros de limpieza pueden facilitar los problemas de cimbrado en áreas congestionadas.
—Los capiteles de columnas pueden ser una solución a la productividad por el uso de moldes modulares en vigas para áreas congestionadas.
—El tipo de cimbra puede ser la decisión más crítica para el éxito de una obra donde hay congestionamiento difícil.
—Los dibujos esquemáticos producidos por el ingeniero de cimbras deben mostrar los tamaños y las formas de todos los moldes, el congestionamiento, las cargas, la velocidad de colocación con los tiempos de fraguado del concreto, las juntas, localización de separadores, bloqueos o remetimientos y otros detalles.
—El curado del concreto es importante para la productividad de la cimbra, ya que determina el ciclo de los moldes.
—La compatibilidad entre los dibujos del contratista y el sistema de moldes son esenciales.
—La cooperación es la clave para el buen éxito de cualquier proyecto, pero es absolutamente esencial en una obra congestionada.



Recomendaciones que ayudan con el estudio de este tema.

Créditos & citaciones.

Autor: Equipo de redacción, Manuelette Ramirez Bencosme.
Fecha de publicación: Febrero 2, 2012.

Para citar este artículo en formato APA: