Los trabajadores de la construcción por las características de su trabajo están expuestos a problemas de salud particulares, algunos de ellos son:

– El manejo de elementos de peso, muchas veces de forma inadecuado, predispone a dolores de espalda frecuentes.

– La exposición a polvo predispone a los trabajadores a presentar dificultades y problemas respiratorios presentes y en el futuro cercano.

– La utilización de herramientas lleva a tener lesiones a nivel de las manos.

– El gran requerimiento de caminar, muchas veces cargado con materiales y herramientas puede producir esguinces de tobillo

Frente a esta situación pueden ponerse en práctica unas simples medidas para disminuir los riesgos de sufrir lesiones:

– Mantener una postura adecuada independientemente de la actividad que se esté realizando. La espalda derecha permite protegerla de futuras lesiones.

– Limpiar el lugar de trabajo permitiendo un desplazamiento más seguro sin la presencia de elementos que puedan generar riesgos innecesarios.

– Ventilar bien los espacios laborales para disminuir la presencia de polvo ambiental.

– Al momento de levantar peso realizar la acción de forma adecuada, manteniendo la carga bien cerca al cuerpo.

I12b

Estas simples medidas contribuyen a disminuir el riesgo de que los trabajadores de la construcción se expongan y sufran accidentes laborales. Pero sólo serán efectivas si cada uno de los trabajadores las conoce y reconoce lo que aporta a la seguridad de todos. ¡La seguridad de los trabajadores requiere el compromiso de todos!

  



Recomendaciones que ayudan con el estudio de este tema.

Créditos & citaciones.

Autor: Equipo de redacción, Manuelette Ramirez Bencosme.
Fecha de publicación: Agosto 28, 2011.

Para citar este artículo en formato APA: