La búsqueda de la superación de las metas existentes es una característica esencial de los humanos, el querer ir más allá es siempre el desafío, es por este motivo que se han construido monumentos a lo largo de la historia de la humanidad, monumentos cada vez más grandes y complejos, las pirámides, los templos griegos, etc. 
Con la llegada de la revolución industrial se inventaron numerosas maquinas que hacían posible lo inimaginable, es así como se inicio la tarea titánica de construir edificios de gran altura, gracias a la invención de los ascensores, los rascacielos proliferaron principalmente en Nueva York, pero en las últimas décadas han invadido las grandes ciudades del mundo, es así, como se ha iniciado una carrera frenética entre países y compañías que desean tener el edificio más alto del mundo, hace un par de décadas era indiscutible esta posición, Estados Unidos era el rey con sus innumerables torres, sin embargo, la decadencia económica en la que ha entrado este país y la pujanza de otros como China y los países exportadores de petróleo han cambiado la historia.

Actualmente el edificio más alto es el “Burj Khalifa” ubicado en la ciudad de Dubái en los Emiratos Árabes Unidos siendo la construcción más alta construida por el hombre con 828 metros, se inicio su construcción en 2004 y fue abierto a principios del año 2010, fue diseñado por el arquitecto Adrian Smith que en un principio pensaba levantarlo en Australia. Con la construcción de este rascacielos, el Taipei 101 con sus 509 metros de altura fue desplazado al segundo lugar, pero el reinado del Burj no durara demasiado, ya que Arabia Saudita inicio el proceso para construir el edificio más alto del mundo, con la intención de superar los 1.000 metros de altura, ¡más de un kilometro!, se invertirán más de 1.000 millones de dólares en su construcción, el edificio será llamada la Torre del Reino.



Recomendaciones que ayudan con el estudio de este tema.

Créditos & citaciones.

Autor: Equipo de redacción, Manuelette Ramirez Bencosme.
Fecha de publicación: agosto 17, 2011.

Para citar este artículo en formato APA: